Saltear al contenido principal
Anclajes Negativos©

Anclajes negativos©

Son dos las frecuencias que nos definen. Miedo y Armonía (equilibrio). Dentro de la frecuencia Miedo podemos encontrar subfrecuencias relacionadas a todo lo desarmónico: juicio, critica, envidia, celos, agresividad, maltrato, control, manipulación, etc). Dentro de Armonía podemos encontrar todas las subfrecuencias relacionadas a lo armónico: amor, desapego, libertad, valentía, fuerza, ganas, impulso, creatividad, generosidad, solidaridad, alegría, felicidad, ayuda, etc).

La calidad de los pensamientos que tengas es lo que determina en qué frecuencia te estarás moviendo. El cuerpo mental es la base en donde se gesta la acción.-reacción humanas, por lo tanto, son los pensamientos quienes definirán qué clase de persona eres: armónica o desarmónica y dependiendo de estos pensamientos crearás una realidad u otra.

El cerebro humano funciona de igual manera para todos. A él le supone un mismo esfuerzo en generar un hábito desarmónico o generar uno armónico. No le cuesta más trabajo estar fluyendo en la frecuencia de armonía o desarmonía. Simplemente sigue las instrucciones que le damos a las esferas mentales. Si las instrucciones son incoherentes, tendremos una realidad incoherente (frecuencia miedo). Si le damos instrucciones conscientes estaremos vibrando en una frecuencia de armonia, cambio y movimiento.

La comunicación certera entre las esferas de la mente (situadas en el campo mental, a la altura de la cabeza), y el cerebro debe existir ya que éste no puede procesar órdenes confusas. No se puede ir al mismo tiempo a la derecha y a la izquierda. Anatómicamente no es posible. Todos los días a todas horas quienes vibran en la frecuencia miedo le dan órdenes incoherentes a su cerebro. Y esto sucede porque se desea una cosa pero se vibra en otra. Antes de pedir, hay que cambiar la vibración.

No se puede pedir abundancia si se vibra en carencia. No se puede pedir amor cuando se tiene una enorme falta de autoestima. No es coherente. La mente consciente puede no darse cuenta de esto, pero las esferas mentales trabajan constantemente por el equilibrio, si no lo encuentran, se colapsan y solamente entregan lo que hay en la base de datos, activan memorias y codificaciones entregando efectivamente lo que hay: lo que se vibra y no lo que se desea que se vibre.

Conocer tu propio inconsciente y subconsciente (sin mencionar el resto de esferas que son más sutiles y faciles de trabajar cuando ya se han comenzado a trabajar las otras antes mencionadas) es de vital importancia porque si no se hace, siempre estarás dandole el poder a ese 95% oculto y misterioso que habla, actúa y manifiesta por ti.

La idea es que el consciente se expanda, comience a ganar luz, comience a crecer restando porcentaje a la mente oculta que tenemos.

Esa mente oculta sólo debe servirnos de protección y no de destrucción.

Copyright 2019 © todos los derechos reservados www.lauravazquez.org

Esta entrada tiene 0 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba